Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

¿Contratar Interna o Externamente?

Comparte en redes sociales

En la búsqueda de oportunidades de empleo, los candidatos a una vacante deben pasar por determinados procesos en los que son puestos a prueba por los reclutadores de las compañías. Estas personas crean un conjunto de procedimientos orientados a atraer talentos calificados para el cargo, sin embargo, existe la incertidumbre de si es mejor reclutar a una persona que ya hace parte de la organización o buscar un perfil externo con nuevos conocimientos.

Fuente imagen: Shutterstock

Articulo relacionado: Como Contratar Buenos Empleados
Para cubrir vacantes es indispensable la planificación estratégica. Por su parte, los reclutadores deben conocer qué habilidades y aptitudes específicas se requieren, el número de plazas, la naturaleza del contrato, la rotación, entre otros asuntos. Por ello, se debe definir un perfil, seguido de un estudio del entorno y las condiciones del mercado, difundir las convocatorias a través de diversas fuentes, entre ellas portales de empleo y redes sociales, asignar responsables de reclutamiento, realizar pruebas de selección, entrevistas y por último tomar la decisión y elaborar informes de prueba.
La elección debe estar ligada al nivel profesional, los recursos disponibles y la urgencia que exista para ocupar el cargo. En este sentido, tanto el reclutamiento interno, como el externo, presentan ventajas y debilidades, aunque no son excluyentes entre sí, por lo cual es normal que las empresas opten por un tipo de incorporación mixto, ya que abre la posibilidad de localizar aspirantes muy calificados y al mismo tiempo fomenta el desarrollo profesional dentro de la organización. Lea: Conozca Cuáles son las Fórmulas del Talento
De hecho, el reclutamiento interno puede representar la transferencia de personal mediante ascensos o planes de carrera. Esto potencia el valor de los empleados, ya que se reconocen los esfuerzos, la experiencia, el desempeño y el conocimiento de la organización. Además, la contratación interna acarrea un menor costo en términos de proceso, desarrolla una actitud de motivación entre el personal, presenta un mayor índice de confianza frente a la persona seleccionada y produce un efecto dominó, ya que al seleccionar un empleado que reemplaza una posición, se abre una vacante en el sitio que ocupaba anteriormente.
Por su parte, el reclutamiento externo permite renovar y enriquecer los equipos, los recursos y las habilidades, gracias a la incorporación de modelos alternativos de realizar el trabajo. Adicionalmente, se convierte en una oportunidad para realizar inversiones en capacitación para el resto de los integrantes de un área.
Por último, al contratar a una persona se deben tener en cuenta las necesidades que se aspiran cubrir, su valor para el futuro de la compañía y los aportes que el nuevo integrante puede llegar a brindar a la cultura y los valores de la empresa. Las consecuencias de una mala decisión no solo se reflejan en lo económico, sino en el ambiente y la motivación de los equipos.
Lea también: ¿Es Buena Idea Contratar al CEO de la Competencia?

Accede a la inteligencia de tu sector. 

Si quieres enfrentar los cambios del mercado de manera asertiva, suscríbete a ODA, y conoce todos los datos de tu sector.

Obtén el informe completo del sector de tu interés

Artículos del sector

VER TODOS LOS ARTÍCULOS DEL SECTOR

Carrito de la compra

0
image/svg+xml

No hay productos en el carrito.

Seguir comprando
Search

Sectorial 2022 – Prohibida su reproducción total o parcial