Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

¿Por qué la Economía Deberá Crecer Menos para Superar la Inflación?

Comparte en redes sociales

Tradicionalmente, las discusiones que se llevan a cabo respecto a la relación entre la inflación y el crecimiento económico, se centran en los efectos negativos que la primera puede generar sobre el segundo, pero, en la coyuntura que afronta actualmente la economía colombiana, la dirección de la discusión debe cambiar de rumbo, pues ahora nos interesa saber cuánto debe crecer la economía para regresar nuevamente a la inflación objetivo de la autoridad monetaria.

Fuente: www.freeimages.com Autor: Wagner Magni

Durante la reunión del Foro de Presidentes en el Club El Nogal de Bogotá, el presidente de la junta directiva de Banco de la República, José Darío Uribe, afirmó que para hacer más factible la reducción y el control de la inflación, la economía debe presentar un menor crecimiento, lo que es apenas lógico desde el punto de vista agregado de la economía: cuando se habla de crecimiento se está haciendo alusión a la variación del Producto Interno Bruto (PIB), que no es más que el Ingreso Nacional, y, como es de esperarse, cuando el ingreso aumenta el consumo tiende a presentar el mismo comportamiento; por tanto, si la economía continúa creciendo en niveles cercanos al 5%,  como los  registrados en los años 2013 y 2014, es probable que el país ingrese en una espiral inflacionaria.
En términos sencillos esta situación se puede ejemplificar de la siguiente manera:  Si el ingreso de un colombiano promedio es de $700.000, y este tiene poca tendencia al ahorro (como lo demuestran las bajas tasas de ahorro de la economía colombiana), gastará en bienes de consumo el excedente que tenga luego de cubrir sus gastos fijos y necesidades básicas; si su ingreso aumentara a $800.000 (por ejemplo, porque el sector en el cual labora está creciendo significativamente), tendría un excedente mayor, el cual destinaría en su totalidad a bienes de consumo (dado que no desea ahorrar, o ahorra muy poco), lo que sería ideal para los empresarios, pues obtendrían más ingresos, y, posiblemente, mayores utilidades, las cuales podrán destinar a sus gastos personales y al crecimiento de sus negocios (en el mediano plazo). Al aumentar el consumo agregado de los individuos se espera que los precios de los bienes y servicios se eleven, ya que se estarían demandando en mayor cantidad los bienes producidos, generando escases en los mercados, y será solo en el mediano plazo que los empresarios incrementen su producción para satisfacer el aumento en la demanda. 
Vemos entonces, cómo el crecimiento económico podría afectar la buena tarea que ha desempeñado la autoridad monetaria durante los últimos años, manteniendo la inflación de manera consistente por debajo del 4%; esto no quiere decir que se vayan a ejecutar políticas para que la economía crezca menos, sino que el Banco de Republica proyecta un ajuste de las condiciones económicas para que el bajo crecimiento sea fundamental en el control de la inflación.
Una conclusión importante de esta reflexión, es el importante papel que tiene el ahorro en la estabilidad y el crecimiento de una economía, puesto que, si los colombianos tuvieran una mayor tendencia al ahorro, solo se requeriría agregar algunas restricciones al crédito para que no fuera necesario esperar que el bajo crecimiento nos ayude a controlar la inflación. 
Ver también:

Controlar o No la Inflación, la Disyuntiva que Enfrenta Actualmente la Política Monetaria del País
No Satanizar la Inflación: El Caso de Estados Unidos
El Comportamiento del Dólar Conlleva a Presiones Inflacionarias

Accede a la inteligencia de tu sector. 

Si quieres enfrentar los cambios del mercado de manera asertiva, suscríbete a ODA, y conoce todos los datos de tu sector.

Obtén el informe completo del sector de tu interés

Artículos del sector

VER TODOS LOS ARTÍCULOS DEL SECTOR

Carrito de la compra

0
image/svg+xml

No hay productos en el carrito.

Seguir comprando
Search

Sectorial 2022 – Prohibida su reproducción total o parcial